Daniel Bisogno habla de su choque con motociclista: “Yo no atropellé a nadie, él se me estrelló”

Agencia México

Este es el origen de la ‘Fake News’ que asegura que mataron a Daniel Bisogno

facebook

twitter

whatsapp

Email

La supuesta muerte del conductor sigue siendo tendencia en Twitter desde hace horas.

A Daniel Bisogno las redes no le dan tregua. Hace apenas una semana, el conductor se vio obligado a ofrecer disculpas después de un par de tuits desafortunados contra un tuitero. El pleito que comenzó por desacuerdos políticos, terminó con insultos.

Ahora, después de que Bisogno anunció que se iría de las redes por un rato, en lo que las aguas se calmaban, hubo quien aprovechó para hacer correr el rumor de que lo habían asesinado.

Todo comenzó hace menos de 24 horas con una nota falsa difundida a través de una cuenta parodia de la revista TVNotas. A partir de ese momento, la ola de tuits y rumores crecieron, haciendo que más de uno lo creyera y otros atribuyeran este invento como cortina de humo ante el panorama político nacional.

Por su parte, Bisogno no ha vuelto a Twitter desde el 30 de octubre, día en que ofreció las disculpas por el altercado con otro tuitero. Y lo único que ha compartido es una publicación en sus historias de Instagram que dice: “¡Ánimo! Arriba y adelante. A reír que la risa es la mejor medicina y el alimento del inteligente”.

Por desgracia, Daniel Bisogno no es el primero ni el único famoso que “matan” en redes. Ahí están los rumores que cada tanto hablan de Chabelo, Justin Bieber, David Bisbal y hasta Jackie Chan.

Parece que nadie se salva. Eso sí, valdría la pena hacer un paréntesis de revisión. A diferencia de las fake news políticas, que Esteban Illades definió a partir de su libro ‘Fake News’ como “una manera de no debatir y convertir la verdad en una cuestión ideológica”, las noticias falsas en los espectáculos responden a distintos fines, sobre todo a “bromas pesadas” que impactan principalmente en los números de visitas de medios e impresiones en redes, pero también al derecho a la libertad de expresión.

Como bien lo explica el ‘ Reporte sobre campañas de desinformación, Fake News (...) ’, publicada por la CNDH del 2019, estas son la evolución más clara de una crisis de desinformación profunda que busca, cuando no hay poder en juego, lastimar y vulnerar a quien la protagoniza.

Si bien no se está leyendo esta nota como lecciones de ética, valdría la pena repensar hasta donde las bromas sirven para hacer reír, y hasta donde son también un patrón de comunicación viciado, malintencionado, sin más retribución que el llamado a las peores emociones.