Niurka revela que la vida de su hija corrió peligro; le pusieron mal las prótesis de seno

facebook

twitter

whatsapp

Email

Romina Marcos fue víctima de una negligencia médica y ha tenido que someterse a una nueva cirugía para arreglarlo

Hace apenas un día que Romina Marcos habló de que se retiró los implantes de seno que se puso hace cinco años y por la que tuvo complicaciones por no seguir adecuadamente las indicaciones de recuperación. Pero al atenderse por segunda vez para arreglar la primera operación, esa intervención tampoco salió bien.

Aún con ello, Romina decidió emprender una transformación de su cuerpo, con lo que logró bajar 18 kilos. Esta transformación corporal la hizo reafirmar sus ganas de quitarse los implantes, pues le parecían menos estéticos en su nueva figura.

Ahora ha sido su propia mamá, Niurka, quien habló de cómo ha sido el proceso de Romina con los implantes de seno y el peligro que corrió su vida con la mala intervención quirúrgica a la que reconoce como una negligencia médica.

"Le pusieron una prótesis arriba del músculo y otra prótesis debajo. Y esto lo sé por el experto, que es el médico que la atendió (...) Eso le generó molestias, dolores de espalda, de cabeza, desgarres de músculos. Y, lamentablemente, mi hija sufrió bastante las consecuencias de una negligencia”, dijo en una entrevista.

Además de contar esto, Niurka reveló que Romina tendrá que ser muy cuidadosa pues su recuperación es “invasiva y exigente”, por lo que no podrá moverse en por lo menos las primeras 48 horas después de la operación.

Niurka remató con que se siente responsable por no haber estado en aquella primera operación, a pesar de que ella se la regaló por su cumpleaños. Por lo que ahora era importantísimo estar presente: "Para las dos fue un reto, un apoyo y una tranquilidad estar juntas ahorita".

Aunque por razones distintas, Romina Marcos se une a la larga fila de famosas que han decidido quitarse los implantes de senos por complicaciones de salud y malas prácticas médicas.