GETTY IMAGES

Paulina Rubio es demandada por sus exparejas; ellos se unieron para saber de sus hijos

facebook

twitter

whatsapp

Email

Gerardo Bazúa y "Colate" han estado en contacto para saber cómo se encuentran sus hijos, quienes viven con la "Chica Dorada" en Estados Unidos

Paulina Rubio se encuentra en medio de la polémica y esta vez es porque sus exparejas, Gerardo Bazúa y Nicolás "Colate" Nájera, la han demandado por asuntos que tienen que ver con los hijos que procrearon con ella.

La intérprete primero fue acusada por Gerardo de no permitirle ver a su hijo Eros, ya que asegura que desde hace más de un año que no lo ve.

A través de una entrevista que dio la abogada de Bazúa a un conocido medio de comunicación, Carla Lowry dijo que al cantante le preocupa el bienestar de su hijo, luego del video viral de Paulina , en el que se ve con una actitud extraña.

“Él es un buen padre y está buscando ser parte del niño. Él no acepta las condiciones que Paulina está poniendo, son cosas que no son razonables. Estamos preocupados por los videos que muestra que ella no está tan estable”, dijo la abogada.

Lo que Gerardo busca es que las autoridades estadounidenses le otorguen una custodia compartida del pequeño, ya que no está de acuerdo con las condiciones que le ha puesto la artista mexicana.

Aparentemente, durante el 2019 la cantante solo le permitió verlo por escasos minutos y que él desea poder convivir más con el niño; derecho que tiene como padre.

“La mamá del niño le está negando acceso a mi cliente que es el padre. Le ha dado visitas de 20 minutos durante todo el 2019, ahora hicimos la demanda para que ella responda y dé los derechos al padre, no nos da la cara de dónde está”, aseguró su abogada.

Pero no solo Bazúa, también su ex, Nicolás “Colate” Nájera ha emprendido una batalla legal contra la cantante de “Ni rosas y juguetes”, ya que asegura que su hijo, Andrea Nicolás de 9 años de edad, vive en un ambiente abusivo e inestable.

De acuerdo con el programa El Gordo y la flaca , “Colate” y Paulina tuvieron una audiencia virtual, en donde ahí él aseguró tener pruebas de la forma en la que vive su hijo e incluso también el niño que Paulina tuvo con Bazúa.

Este medio reveló que “Colate” dijo que su hijo le contó, que era maltratado por su madre, por su abuela y por el hermano de la artista y que eso le ha generado ansiedad.

Lo que el español desea es tener la custodia del menor y pide que se evalúe la salud mental y física de la “Chica dorada”. Paulina no se quedó con los brazos cruzados y lo contra demandó, y negó toda acusación en su contra, alegando que son calumnias.

La abogada de Gerardo Bazúa mencionó que tanto su cliente como “Colate” han estado en contacto para ayudarse entre ellos y estar al pendiente de sus retoños: “Yo sé que los dos hablan y ninguno quiere hacer ningún daño, solamente se van a ayudar en lo que puedan, pero los dos tienen su propia pelea separada”.