Sofía, hija de Fabiola Campomanes, comparte el video del asalto que sufrió en un restaurante

facebook

twitter

whatsapp

Email

La joven detalló que fue en un lugar concurrido, a plena luz del día y en completa impunidad

Ayer por la noche Sofía Campomanes, hija de Fabiola Campomanes , habló del terrible episodio que vivió hace unas semanas cuando comía en un restaurante con su novio. Ambos fueron víctimas de un asalto a mano armada mientras estaban en la mesa, a plena luz del día.

La joven decidió compartir su experiencia porque, dijo, al necesitar dinero del banco y tener que ir a una sucursal, se dio cuenta de que tenía miedo: “No había querido hablar del tema, no sé por qué. Pero hoy que tuve que salir al banco por primera vez me di cuenta de que pues sí estoy un poco traumada. Me asaltaron y supongo que la razón por la que me traumó tanto es porque uno, fue la primera vez”.

Y siguió: “Y dos, porque refleja que la situación se está poniendo muy muy muy dura. Porque no me asaltaron en el semáforo ni caminando en la calle despistada. No. Me asaltaron sentada en un restaurante comiendo, a plena luz del día un sábado”.

Sofía compartió el video del momento exacto en que un hombre con gorra y cubrebocas se acerca a su mesa y se dirige a su novio, haciendo un movimiento con el que saca una pistola de la cintura del pantalón para después quitarle el teléfono y otras pertenencias que estaban sobre la mesa. El acto dura escasos segundos.

La hija de Fabiola aseguró que compartía el momento para que la gente se dé cuenta de lo rápido que pasan estas cosas y con la consciencia de que de no haber reaccionado como lo hicieron, hubiera ocurrido una tragedia.

Tras el video, cerró el tema con un mensaje escrito: “creo que vale la pena compartir mi experiencia para evitar que el día de mañana te pase a ti. Te recomiendo que no camines en la calle con tu celular, ni lo dejes visible en la mesa. Mucho menos traigas joyas o relojes que llamen la atención. Que estés siempre alerta y que, en caso de que te pase, entregues tus cosas sin pensarlo dos veces”.

Y remató con una lamentable noticia cotidiana: “Tristemente me acabo de enterar de que mataron de un balazo a un señor hace unas semanas, saliendo de un cajero, por 200 pesos. ¿En qué momento la vida de una persona vale 200 pesos, un celular, un reloj o un coche?”.

Al final agradeció los comentarios de la gente que lamentó su situación y recordó que no somos lo malo que nos pasa y siempre hay que buscar la mejor parte de las cosas.