Dayanara revela que aún conserva el vestido de novia que usó hace 20 años.

Getty

Dayanara Torres aún guarda el vestido de novia de su boda con Marc Anthony

facebook

twitter

whatsapp

Email

La ex reina de belleza explica la razón por la cual conserva el exclusivo diseño.

Install
Agréganos a tu pantalla de inicio para visitarnos más fácil y rápido

En el año 2002, Dayanara Torres y Marc Anthony llegaron al altar en medio de una gran boda en San Juan, Puerto Rico. Entonces, mucha gente se reunió a los alrededores de la hermosa Catedral de San Juan para presenciar la que fue llamada la boda del millón de dólares.

Lamentablemente, el gusto del matrimonio les duró sólo cuatro años y después iniciaron una fuerte batalla legal por la custodia y manutención de sus hijos, hecho que empañó toda la historia de amor que ambos habían declarado haber vivido.

Aún con los años, no se sabe cuáles fueron las razones reales de aquella ruptura, y aunque se especula que se trató de desconfianza y desgaste de la relación, pues había muchos rumores de que el cantante había tenido un hijo fuera del matrimonio, que después se comprobó que no era de él, nada pudo mantener unida a la pareja.

Ahora, años después de aquel escandaloso divorcio, se sabe que ambos mantienen una relación cordial en la que no temen juntarse por sus hijos. Sin embargo, a pesar de ese respeto, hace poco sorprendió que Dayanara revelara que aún conserva el vestido de novia que usó en su boda con el salsero, y que incluso haya declarado que para ella tiene un valor sentimental importante.

Fue durante una plática en el programa El Gordo y La Flaca que Dayanara explicó que lo guarda herméticamente. “Lo tengo guardado herméticamente, no se puede ni tocar. Si lo vas a tocar te tienes que ponerte guantes para que los aceites no lo dañen”.

Al preguntarle la razón de conservar dicha prenda, aún después de todo lo vivido, Dayanara explicó: “Eso uno lo guarda por memorias y también por una niña o mi sobrina o la novia de alguno de mis hijos, yo guardé el mío por eso”, dejando claro que le emociona pensar que el vestido puede ser usado nuevamente.