Erika Buenfil y Alejandra Ávalos.

Mezcalent

Después del escándalo, Alejandra Ávalos dice que sí tomaría un café con Erika Buenfil

facebook

twitter

whatsapp

Email

¿Habrá reconciliación después de que Laura Flores, Erika Buenfil y Alejandra Ávalos se dieron con todo?

El pleito entre Alejandra Ávalos , Erika Buenfil y Laura Flores comenzó cuando Ávalos dijo en un programa de televisión que las otras dos le hicieron la vida pedazos al inicio de su carrera y que incluso iban a su show sólo para insultarla y burlarse de ella llamándola “gorda” y “panzona”.

Ante las declaraciones, tanto Erika Buenfil como Laura Flores negaron las acusaciones y respondieron en sus redes.

La Buenfil respondió a punto del llanto: "Es feo que digan cosas que no son ciertas. Yo tuve una vida de la que no me arrepiento, tuve gente que me quiso, gente que no me quiso, pero a estas alturas del partido, a esta edad, con el esfuerzo con el que todos luchamos por salir día a día adelante hay cosas que no se valen".

Y Laura por su parte se limitó a parar los dimes y diretes asegurando que “El punto de vista de ellas es que yo estoy mintiendo pero yo tengo ya a gente que son mis testigos que están atestiguando con ciertos periodistas que han investigado más a fondo".

Entre que sí o que no existió la supuesta envidia porque a sus 25 años Alejandra estaba en su mejor momento, aunque venía de abajo y se la partió sola, porque nadie le ayudó ni tuvo padrinos, y eso les daba mucho coraje y las otras que sólo “eran privilegiadas, intocables”, Ávalos ya dijo que ella estaría dispuesta a tomarse un café con Erika Buenfil, pero que tendría que ser después de que pase esta crisis por coronavirus.

“Erika Buenfil no sabe lo que yo sufrí, no tiene ni idea (...) Si quiere nos encontramos y tomamos un café, pero tiene que ser después de la pandemia”.