Por todo esto, Regina Blandón se ha quedado en el corazón de muchos mexicanos, volviéndose tendencia cada vez que participa en un proyecto nuevo o publica una fotografía nueva.

Instagram: @reginablandon

Regina Blandón destapa la cruda verdad del espectáculo y revela que diario se levanta a pesarse

facebook

twitter

whatsapp

Email

La actriz compartió un poderoso mensaje de amor propio y cuestionó los altos estándares de belleza para las mujeres

Install
Agréganos a tu pantalla de inicio para visitarnos más fácil y rápido

Con un montón de proyectos recién estrenados en todas las plataformas de streaming y una presencia constante en redes sociales donde dice lo que piensa y defiende, lo que a su parecer son, las causas más justas, Regina Blandón goza de un momento de mucho éxito en su carrera.

Pero la fama, fruto de su talento y trabajo duro y constante, parece no ser lo más benevolente con nadie, incluso con ella, quien siempre proyecta y realza su lado más humano y consciente sobre lo que implica su trabajo como actriz.

Sin embargo, este fin de semana, Regina compartió un duro mensaje en su Instagram, donde destapó la cruda verdad sobre los estándares de belleza y las metas autoimpuestas en pro de la “perfección” que queremos alcanzar a toda costa porque así se nos ha educado.

“El otro día me comentaron en una foto: “enseñándonos la lonja” y no he parado de pensar en lo dlv que estamos. 🚨 Advertencia: este post no es para que me digan “no, pero no hagas caso, no, pero así te ves bien”, no me estoy tirando al piso para que los likes me reanimen o porque quiero atención. Es por si alguien también le habla de la chingada a su cuerpo por no verse de cierta forma (la que cada quien haya idealizado para sí mismo) y para apapacharnos un poco más”, comenzó su mensaje.

No es la primera vez que Regina habla de esto, ya en una reciente entrevista para Unicable, Regina nos contó lo que pensaba de cómo es la industria del espectáculo con las mujeres:

La industria en la que trabajamos, que por fortuna está cambiando, a veces puede ser muy despiadada con las mujeres. De pronto si tienes una arruga más, si subiste de peso, si no te ves como hace un tiempo es motivo de burlas y ataques. O por el contrario, si bajaste drásticamente de peso es como muy celebrado; en ambos lados puede ser muy fuerte. Y yo en mi vida normal no es que me arregle y me ponga tacones todos los días y a veces no me apego a lo que estéticamente, según la industria, tiene que ser una mujer”.

Sobre esto ahondó más en su reciente mensaje, que acompañó con dos fotografías de ella en ropa interior, en una versión muy honesta de su cuerpo.

“Estas (fotos) me las tomé hace poquito mientras me arreglaba (qué palabra de la chingada usamos para hablar de cuando nos maquillamos o nos peinamos, como si antes uno estuviera descompuesto). Estaba cantando y bailaba sola y estaba muy contenta y dije 'mira, me siento guapa hoy, la verdad' y me tomé las fotos y seguí con mis actividades. Y las vi al día siguiente cruda y en chinga dije: “es que qué huevos: se me ve gorda la pierna, es que la panza, es que la lonja de atrás, es que debería estar más flaca, es que por qué no le echo más ganas, bla bla bla...” Y así he sido toda la vida conmigo. Diario me levanto a pesarme y no saben lo dlv que me hablo. Y desde muy chiquita me dicen: “bueno, es que a lo que te dedicas tú SIEMPRE tienes que verte de cierta forma, siempre te tienes que cuidar, siempre 'arreglada', siempre fit y “ay, qué bueno que enflacaste te ves MUCHO mejor”, etc”, escribió.

Regina, quien en los últimos años ha logrado una presencia constante en películas y obras de teatro, ha insistido en que gran parte de los proyectos en los que acepta trabajar pasan por su filtro de si eso lo que le gusta que la gente vea sobre ella. Hace un mes, a propósito del 8M dijo esto a Unicable:

“Si hay chavitas que me siguen, para mí es importante no venderles una cosa que no soy. Para mí se trata de normalizar que está bien si un día quieres hacer ejercicio y comer bien, está bien si quieres tener una vida muy dedicada a cómo te ves. Pero también está bien si un día quieres salir en pants y verte simple sin que todo el mundo se te eche encima”.

Al final de este mensaje el fin de semana, Regina refrendó que no se trata de ser víctima, es un asunto de reflexionar sobre cómo nos tratamos y todo lo que nos exigimos.

“No me estoy haciendo la ‘vístima’, en lo más mínimo, es poner afuera que nos podemos ver como queramos, que nos tenemos que tirar más buena onda (sobre todo a nosotros mismos) y que chasm quien quiera opinar sobre el cuerpo del de al lado (empezando por mandarnos a nosotros mismos alch)”.