Alan Espinoza

¿Ser famoso es justificación para el acoso de la prensa? Paola Rojas habla de su experiencia tras escándalo mediático

facebook

twitter

whatsapp

Email

La conductora habla con sus compañeras de Netas Divinas sobre uno de los peores episodios como figura pública

“Tan famoso que prefiero no serlo”; con este tema comenzó el debate en Netas Divinas sobre el poder de la fama y los riesgos a los que cada conductora se ha expuesto tras haber elegido una carrera en la televisión.

Paola Rojas habló sobre un fuerte suceso que vivió el año pasado tras haber vivido el asedio de la prensa luego de un escándalo mediático que involucró a su familia.

Aunque la conductora no dio detalles y se refirió a la situación como “algo que no debió exponerse”, fans del programa suponen que se refiere a los momentos en que una infidelidad en su matrimonio fue expuesta en medios nacionales.

En aquel momento, Rojas fue acosada constantemente sobre el tema, aunque en el capítulo anterior de Netas Divinas es una de las primeras veces que toca el tema.

“Tuve que cambiar toda mi cotidianidad. Y cuando hablo de ‘toda’, me refiero a la que también involucra a mis hijos. Mis chavitos me acompañaban a hacer el programa de radio, hacíamos ahí juntos la tarea; eso dejó de ser posible”, explicó la conductora.

Con periodistas afuera de su casa y de su trabajo, la conductora reveló que, dentro de la peor parte, lo peor fueron el tipo preguntas a las que fue cuestionada y el hecho de no poder responderlas frente a sus hijos de 6 años.

“La primera vez que se lo plantee claramente, de frente a un periodista, le dije: ‘mira, yo no puedo decir frente a un micrófono algo que yo no pueda explicarles a mis hijos y tienen 6 años’. Y cuando dije eso, el camarógrafo bajó la cámara”.

Aunque la conductora aceptó estar consciente que, de alguna forma, todo era parte también de lo que implica su profesión, también admitió no comprender la ética de algunos periodistas que llegaron a hacerle preguntas fuertes sobre su vida personal frente a quienes más ama, su familia.

Paola Rojas cuestionó la poca empatía humana de reporteros quienes no se detuvieron durante el episodio de acoso e incluso hizo un llamado a madres del público para que se pusieran en su lugar por un segundo.

“Si me están viendo mamás con hijos chiquitos en este momento, díganme: ¿harías tú una pregunta así? Bueno, ellos estaban dispuestos a hacer la con mis hijos presentes”, agregó.

Finalmente, y sin dar más detalles sobre el tema, la compañera de Rojas, Natalia Téllez calificó “deshumanas” las prácticas periodísticas en México carentes de respeto.