Así se ve Kelly Osbourne tras su drástica transformación al perder 38 kilos

facebook

twitter

whatsapp

Email

La hija del metalero Ozzy Osbourne luchó por años contra la pérdida de peso; su cambio es sorprendente

Tras meses y meses de trabajo intenso y una cirugía, parece que Kelly Osbourne logró lo que tanto había querido: bajar de peso drásticamente. La cantante y conductora reveló que ahora vive con 38 kilos menos.

Pero, ¿cómo le hizo? Ella admitió en una entrevista que se sometió a una cirugía de manga gástrica hace dos años. En unas declaraciones al podcast ‘ Hollywood Raw ’, Osbourne dijo: “Me operaron; me importa una mierda lo que alguien tenga que decir al respecto. Lo hice y estoy orgullosa de ello”.

Como se ha visto a través de los años, la cirugía de manga gástrica es muy efectiva, pero hace falta más que la intervención que elimina hasta el 80% del estómago en un procedimiento bariátrico para lograr resultados.

Y Kelly lo ha dejado muy claro: “Con el tipo de cirugía que tuve, si no haces ejercicio y no comes bien, aumentas de peso (...) Todo lo que hace la cirugía es llevarte en la dirección correcta. Entonces, cualquiera que esté pensando en hacer algo como esto, realmente piénselo muy bien".

Al parecer Osbourne ha sido muy disciplinada con su dieta y ejercicios, incluso antes de la cirugía, pues reveló que un año antes de entrar al quirófano estuvo sometida a un entrenamiento especial, y que gracias a eso ahora luce en su peso médicamente ideal.

Una de las declaraciones que más sorprendió, fue la de sus sentires respecto a la industria del espectáculo y cómo percibe a las personas con cuerpos diversos y la falta de oportunidades que eso implica: “Mi pérdida de peso me hizo sentir resentida con Hollywood. Tan jodidamente resentida. Porque cuando estaba gorda era invisible. No querían trabajar conmigo, no querían hacer nada conmigo”, dijo.

Así como en otras ocasiones ha dicho en distintos medios, remarcó al respecto que aunque ese amargo recuerdo no es su motor para estar sana y verse como a ella le gusta, sí tiene claro con quién trabajar: Ahora, en retrospectiva, sé exactamente con quién trabajaré y con quién no", agregó. “Porque sé quién me llamó gorda, sé quién no quería trabajar conmigo. Sé exactamente quién lo dijo. Tengo la piel muy gruesa, pero lo tomo y lo guardo en mi banco de memoria. Recuerdo lo que dijiste sobre mí, y esa es la mejor venganza”.