null: nullpx

Kim Kardashian confiesa que es muy difícil criar cuatro hijos junto a Kanye West

La socialité trata de proteger a los niños y prefiere que no estén al tanto de lo que hace su ex.
Publicado 27 Dic 2022 – 02:12 PM ESTActualizado 27 Dic 2022 – 02:12 PM EST
Comparte
Default image alt
Kim Kardashian confiesa que es muy difícil criar cuatro hijos junto a Kanye West Crédito: Getty Images

Cuando se creía que Kim Kardashian y Kanye West tenían uno de los matrimonios más estables del medio del espectáculo, en el 2021 anunciaron su separación y su divorcio se convirtió en uno de los más mediáticos de todos los tiempos. Los famosos ya no siguen compartiendo una vida de casados, pero por el resto de sus vidas los unirán sus cuatro hijos: North, Saint, Chicago y Psalm.


A casi un año de haberse separado, la socialité habló por primera vez de quien fuera su marido y de lo complicado que ha sido criar a los niños junto a él; lo describió como "endiabladamente difícil".

Fue en el podcast de la rapera Angie Martínez para la cadena CNN donde la empresaria se sinceró y entre lágrimas habló de lo mucho que desea que sus retoños tengan bueno recuerdos junto al rapero, tal y como ella los tiene de su fallecido papá, Robert Kardashian.

"Tuve el mejor padre, tuve los mejores recuerdos y la mejor experiencia y eso es todo lo que quiero para mis hijos. Eso es lo que quisiera para ellos", declaró.

Para ella es muy importante proteger a sus hijos, es por eso que limita el acceso a la televisión, a las redes sociales y habla con sus profesores para que ellos no se enteren de las polémicas declaraciones que hace su exesposo, así como de su comportamiento.

Considera que son muy pequeños y que no están preparados para lidiar con situaciones complicadas. Cree que en un futuro sus hijos le darán las gracias por los cuidados que está teniendo ella. "Cuando lo estén (preparados), tendremos esas conversaciones. Un día, mis hijos me agradecerán por no sentarme aquí y criticar a su padre. Y podría".

Compartió que tiene que "actuar" frente a sus hijos como si nada estuviera pasando, pues no desea que ellos se enteren de lo mal que acabó su relación y todo lo que ha pasado tras su truene.

"Si vamos a la escuela en bicicleta y ellos quieren escuchar la música de su papá, sin importar por lo que estemos pasando, tengo que tener esa sonrisa en mi rostro y hacer sonar su música y cantar junto con mis hijos. (Puedo) actuar como si nada estuviera mal y tan pronto como los deje, puedo llorar", confesó.

A diferencia de Kanye West que ha despotricado en su contra, Kim Kardashian reiteró que no hablará mal de su ex, pues no desea que en un futuro sus hijos se lo recriminen: "Un día mis hijos me agradecerán por sentarme aquí y no criticar a su padre cuando pude. Me lo agradecerán y responderé en privado a todo lo que quieran saber, ya no me corresponde a mí meterme".

El pasado mes de noviembre acordaron compartir la custodia de sus retoños, además el intérprete de 'American boy' tendrá que darle 200 mil dólares a su exesposa para la manutención de sus vástagos.


Comparte