Getty Images

Malala Yousafzai sorprende al confirmar que contrajo matrimonio.

facebook

twitter

whatsapp

Email

La activista y Premio Nobel de la Paz reveló que se ha casado con su novio, Asser Malik.

Install
Agréganos a tu pantalla de inicio para visitarnos más fácil y rápido

El pasado martes 10 de noviembre, la activista pakistaní por los derechos de las mujeres Malala Yousafzai anunció a través de su cuenta de Twitter que ha contraído matrimonio con su pareja, Asser Malik.

En un emotivo texto, Malala, quien a los 17 años se convirtió en la persona más joven en ganar un Premio Nobel de la Paz, señaló. "Hoy es un día preciosos en mi vida. Asser y yo hemos hatado el nudo para ser compañeros de por vida. Hemos celebrado una pequeña ceremonia nikah en nuestra casa de Birmingham junto a nuestras familias. Por favor, envíen sus oraciones. Estamos emocionados de caminar juntos en el viaje que tenemos delante".

Este anunció tomó por sorpresa a las redes sociales y los seguidores de la activista de 24 años. Entre felicitaciones y buenos deseos, destacaron también cuestionamientos a su cambio de decisión acerca del matrimonio.

En junio de este año, para una entrevista con la revista Vouge, Malala confesó tener dudas sobre el casamiento y no entender por qué la gente se ataba de por vida con su pareja sentimental: "Si quieres a una persona en tu vida, ¿por qué tienes que firmar los papeles matrimoniales? ¿Por qué puede ser simplemente una pareja? Mi madre me dice que no me atreva a decir eso, que tengo que casarme, que el matrimonio es precioso".

Todo parece indicar que Malala cambió de parecer, y ahora se encuentra felizmente casada con Asser Malik, un director de operaciones de la Junta de Criquet de Pakistán en la ciudad de Lahore.

Yousafzai salió del anonimato en el el año 2009 cuando en la BBC se publicó su blog, el cual denunciaba el control y las condiciones en las que vivían mujeres y niñas en la comarca paquistaní del valle de Swar bajo el régimen de los talibanes. En el 2012 se volvió una heroína local cuando un fanático religioso subió al autobús escolar de Malala y le disparó en la cabeza.

La entonces adolescente sobrevivió, luego de que extirparan la bala y despertó de un coma inducido. A raíz de esto, fue trasladada a Inglaterra donde comenzó a recibir tratamiento y desde entonces vive en Brimingham. En la ciudad inglesa continuó su activismo a favor del acceso a la educación para mujeres y niñas.