null: nullpx

Andrea Legarreta: ¿por qué sus papás no querían a Erik Rubín al inicio?

La conductora ha contado en distintas ocasiones esta divertida anécdota
Publicado 24 Feb 2023 – 11:57 AM ESTActualizado 24 Feb 2023 – 11:57 AM EST
Comparte
Default image alt

Una historia de amor a la que pocos le apostaban y que resultó ser un increíble ejemplo de amor. Pese a la separación que A ndrea Legarreta y Erik Rubín anunciaron hace un par de días, su legado de 23 años como matrimonio y dos hermosas hijas, sigue y seguirá.

Desde que los famosos dieron el anuncio, mucho a resurgido sobre su relación, siendo sus inicios de lo que más ha interesado al público mexicano. La conductora ha contado en diversas ocasiones que se conocieron en el Baby O', discoteca en Acapulco, y que ese mismo día Erik le dijo que "ella sería la madre de sus hijas".

Andrea quedó flechada y, desde ese día, no se separaron. Sin embargo, los padres de Andrea, especialmente su madre Isabel, no estaba tan feliz con la relación que su hija y el en ese entonces Timbiriche estaban gestando.


Se dice que la razón radicaría en que 'Chabelita', como le dice Andrea Legarreta, ya conocía a Erik Rubín desde antes que empezara a salir con su hija. Esto debido a que ella conoció a los jóvenes de Timbiriche en un programa y sabía que alrededor de ellos giraban decenas de rumores sobre excesos, amoríos, entre otras cosas de las que no quería que Andrea estuviera rodeada.

Cuando el encuentro entre Erik y Andrea se dio en aquel antro, la conductora de 'Hoy' llegó a contarle a sus padres, emocionada, que había intercambiado teléfono con Erik Rubín, algo que en su momento no gustó para nada a sus padres. Además, el hecho de que su matrimonio llegara tan sólo tres meses después de comenzar su relación, fue algo que inquietó a los progenitores de la famosa.

Sin embargo, el tiempo y las acciones hablaron y Erik demostró ser un increíble yerno, esposo y padre de familia, entablando así una increíble relación con sus suegros y dando cátedra de que cuando el corazón habla, hay que escucharlo.

Comparte
RELACIONADOS:Lifestyle