stock_colors/Getty Images

Lash lifting: el levantamiento de pestañas para una mirada de impacto

facebook

twitter

whatsapp

Email

Conoce este tratamiento tan rápido como duradero que te hará decirle adiós a las pestañas postizas

Install
Agréganos a tu pantalla de inicio para visitarnos más fácil y rápido

Durante el último par de años, entre el auge de la obsesión por una ceja abundante y extensiones de mink pelo a pelo, surgió un tratamiento que se ha convertido en la opción predilecta de aquellos que disfrutan de lucir una mirada abierta y con volumen de pestañas de impacto; se trata del levantamiento de pestañas.

El también conocido como Lash Lifting se vuelto la opción favorita para chicas, en la mayoría de los casos, con cabello lacio, que suelen tener dificultades para rizar sus pestañas y mantenerlas levantadas y con volumen durante todo el día. Mientras hay quienes gozan naturalmente con una mirada abierta gracias a su pelo levantado en las pestañas, hay otras personas a las que simplemente ningún rímel se las levanta como quieran, y es por eso que este método cada día vuelve más y más popular.

Entre los beneficios que presume este tratamiento está no solo el costo, que suele ser bajo, entre los $300 a los $600 pesos mexicanos, sino también su durabilidad pues llegan a mantenerse intactas hasta por dos meses. El procedimiento es absolutamente cero invasivo, y se puede realizar en un lapso de no más de 45 minutos en manos de personas capacitadas en el tema.

¿Cómo funciona el lash lifting?

El paso más importante para lograr unas pestañas levantadas, que ni con el mejor rizador de pestañas podrías lograr, es elegir un cojín moldeador de silicona que vaya de acuerdo con el largo del pelo. Entre más largas tus pestañas sean, las amplio y grande se necesita este instrumento, mientras que entre más cortas, más delgado se puede usar.

El tratamiento comienza una vez que se aplica un adhesivo especial para levantar las pestañas y que no contiene latex, ni alcohol y es hipoalergénico; este suero hará que pelo por pelo adopten la forma de la esponjilla de silicón. Para ayudar a que cada pelo quede lo suficientemente levantado, se utiliza un pequeño peine lo sube uno por uno.

Una vez levantada la pestaña, toca fijarla, por lo que se utiliza un suero especial que es reformulado con la intención de que mantenga su forma, no maltrate el pelo y que al mismo tiempo lo vaya nutriendo. Una vez terminado el procedimiento, y luego de esperar su tiempo de aplicación, se retira el producto y las pestañas se limpian, para finalmente usar un rímel de keratina que aporta aún más nutrientes a las pestañas.

El resultado final es un par ojos con mirada abierta y abudantes pestañas que no necesitarán ni de rizador ni de máscara para levantarse y mantenerse arriba durante todo el día. La única recomendación que se solicita a quienes acuden a recibir este tratamiento es que no mojen o laven los ojos y pestañas por al menos 48 horas después de la aplicación.