Milan_Jovic/Getty Images/iStockphoto

Looks de Halloween que puedes lograr usando sólo delineador

facebook

twitter

whatsapp

Email

Ideas prácticas para lucir increíble y estar súper ad hoc a la temporada con tu maquillaje de impacto.

Install
Agréganos a tu pantalla de inicio para visitarnos más fácil y rápido

¿Aún no tienes disfraz? No te preocupes, te tenemos cubierta. Para esos momentos en los que por falta de creatividad, tiempo o presupuesto, te es imposible idear algo 'halloweenesco' que cumpla con los requisitos de la actividad temática de la oficina o de la fiesta de disfraces de tu amiga, te traemos una solución: delineador.

No nos dejarás mentir, el delineador es el mejor aliado de toda mujer, pues aún en tus peores momentos, con ponerte sólo un poco, pasas de parecer muerta en vida a verte como toda una diva. En Halloween esta regla aplica por igual y te lo vamos a demostrar. A continuación algunos ejemplos de cómo puedes ser la sensación de la fiesta utilizando únicamente este producto, ¡te fascinarán!

1) Ojo ensangrentado

¿Qué necesito?
Para este look asegúrate de tener a la mano un delineador color rojo y uno negro.

¿Cómo hacerlo?
1. Con el rojo, delinearás la parte superior del ojo -o inferior del párpado móvil, como lo prefieras ver- y llevarás la línea a la altura de donde termina el arco de tu ceja.
2. Una vez ahí, engruesa la línea de extremo a extremo, y, en la parte que sobresale de tu ojo, dibuja unas gotitas como si la sangre en verdad estuviera escurriendo.
3. Pon algunos detalles en blanco para darle más realismo.
4. Finalmente, agrega delineador negro -o sombra de dicho color- en la parte de abajo.



Si lo deseas, puedes completar to look con sombra blanca para dar luz.

2) Ojo endiablado

¿Qué necesito?
Si quieres que tu mirada refleje lo mal que te quieres portar esa noche, necesitarás un delineador rojo y una sombrea de algún tono oscuro (plata o negro) para que el look quede increíble.

¿Cómo hacerlo?
1. Lo primero que deberás hacer es pintar una colita de diablo simulando que está enredada en tu ceja.
2. Puedes hacerla más delgada, más larga, hacer que parezca que está enredada en toda la ceja… en fin, puedes jugar con el diseño como tú quieras siempre y cuando añadas el triangulo al final de la línea para que se entienda que se trata de una cola de diablo.
3. Para darle un toque más profesional y ‘chic’ completa el look con la sombra oscura que dibuje todo tu párpado. Una vez que le hayas dado un efecto ahumado, toma tu mismo delineador rojo y delinea desde el lagrimal hasta la parte arriba de tu ojo. No sólo serás la sensación, ¡serás la tentación!


3) Ojo en telarañas

¿Qué necesito?
Un delineador negro y algo de sombra negra bastarán para lograr este original y arácnido look.

¿Cómo hacerlo?
1. Con tu delineador negro dibuja debajo de tus ojos la silueta de una telaraña, así como si fuera un abanico al revés.
2. Seguido de eso, haz unas cuantas líneas verticales (las que quepan proporcionádamente), y compleméntalas con líneas horizontales en cada una de las áreas que las líneas verticales formaron. Recuerda que las líenas horizontales van un poco curvas y en el sentido de la silueta base.
3. Haz las líneas un poco más gruesas remarcandólas varias veces.
4. Dibuja algunas arañas en tu mejilla con dos pequeños círculos, cuatro patitas (líneas) hacia arriba, y cuatro patitas hacia abajo.
5. De preferencia, completa el maquillaje con la sombra negra en tus párpados dando, nuevamente, ese look ahumado que tanto nos gusta.
5. Añade detalles en blanco y, si lo deseas, algunas cuentitas para darle brillo y glamour a tu look.





4) Ojo calabazoso

¿Qué necesito?
Sí, otra vez delineador negro y una sombra color naranja.

¿Cómo hacerlo?
1. Maquilla el párpado con la sombra naranja y difumínalo hasta que se vea como a ti te guste.
2. Toma tu delineador y dibuja una línea gruesa en la parte inferior del párpado móvil.
3. Continúa la línea desde donde la dejaste dentro de tu párpado, y haz que salga de éste hasta topar con el arco de tu ceja pero con un pequeño e importante giro. En lugar de hacerla a modo de línea recta, comienza a hacerle relieves cuadrados o triangulares que emulen la boca de una calabaza.
4. Rellena toda línea hasta que quede bastante gruesa.
5. Por último, dibuja tres triángulos, dos que serán los ojos de la calabaza y uno que será la nariz, para completar la cara de la famosa hortaliza otoñal.




Puedes añadir brillo o sombras blancas para dar luz.

Aunque quizás algunas de estas ideas te gustaron para copiarlas, también puedes verlos como inspiración e intentar poner a prueba tu creatividad haciendo modificaciones en estos looks, o bien, creando los tuyos. ¡El cielo es límite! (Y el 31 de octubre también).