INSTAGRAM

Aislinn Derbez habla del matrimonio: ‘te enseña las cosas más espantosas y las más hermosas'

facebook

twitter

whatsapp

Email

La actriz reveló cómo Mauricio le ayudo a crecer como persona; además, contó cuales son las cosas que más le molestan de él

Aislinn Derbez abrió su corazón y reveló detalles de su matrimonio, el cuál admitió que es “el examen más cabrón de la vida”, con Mauricio Ochmann a través del podcast Dementes.

La hija de Eugenio Derbez anunció hace un mes su separación, la cual había quedado en los mejores términos y parece ser que sí, pues han estado conviviendo como familia en esta cuarentena.

Pero definitivamente, lo que se ve a través de las redes sociales no es cien por ciento real, pues ella admitió que así como hubieron cosas maravillosas en su vida de casados, también hubo momentos duros.

La pareja es lo que más te hace crecer en la vida porque te enseña las cosas más espantosas y las más hermosas, o sea, sí te enseña lo más maravilloso del mundo”, dijo Aislinn.

Recordó cuando se enamoró de él y cómo llevaron su relación, la cual describe que fue y sigue siendo “muy intensa”.

“Yo me acuerdo cuando me enamoré de Mauricio (…) yo estaba en un éxtasis, en shock, en un estado de euforia, pero al mismo tiempo en pánico porque era demasiado bueno (y decía), en qué momento llega el putazo, en qué momento me parten la madre… Salen todos tus sistemas de defensas, sale todo lo peor de ti y era muy intenso, bueno, hasta la fecha sigue siendo una relación muy intensa”, aseguró.

También reflexionó sobre cómo una pareja te ayuda a crecer en todos los sentidos y que habrá cosas que no sepas sobre ti y que solo están en el inconsciente, pero esa persona hará que salgan.

“La pareja sí es la mayor herramienta para crecer porque es el espejo más cañón que puedas tener. Así tu creas que tu pareja es opuesto a ti, no es cierto; va a sacar las cosas más inconscientes que más odias de ti mismo y todo lo que no soportes de tu pareja tiene que ver contigo, de verdad es impresionante y yo te lo digo por experiencia”, explicó la actriz de La casa de las flores.

Además, contó algunas de las cosas que no soporta de Mauricio, las cuales reconoce que son “traumas” de cuando era una niña.

Siempre estoy peleando con él que no me escucha. Le quiero platicar algo muy importante, muy interesante o algo muy fuerte para mí y él como que empieza de ‘sí, ajá’ y saca el teléfono… ‘no, sí te estoy escuchando… dime…’ y ya suelta el teléfono y ‘ajá… a ver, acompáñame’ y se empieza a lavar los dientes y es como de ‘¡no mames, ponme atención! ¡Veme a los ojos y ponme atención! (…) de alguna manera, eso me lo hacían mucho mis papás, yo desde niñita tenía este trauma de ‘veme a los ojos, ¿por qué no me escuchas?’. Entonces, de alguna manera tu pareja repite patrones que tú viviste, que te traumaron y que te calan en lo más profundo, pero son patrones que tú tienes que trabajar porque en el momento que tú te haces la víctima (…) es gravísimo, valiste madre y no hay solución. Además, es súper peligroso porque cuando eres víctima, de alguna manera buscas vengarte, te conviertes en una persona peligrosa aunque no te des cuenta (…) sí he aprendido y es la cosa más difícil del mundo”.

Y para finalizar, compartió sus miedos y el papel que juegan los hijos y el esposo: “Creo que los miedos más profundos son: ‘no me ama’, ‘me va a dejar’, ‘si hago esto, se va a ir’, como que hay mucho miedo al abandono”, reveló, “ los hijos van a estar ahí siempre, pero con la pareja puedes estar bien hoy y mañana te divorcias… el tema de la pareja, yo creo, es el examen más cabrón más de la vida”.