Atacan a Brandon Peniche al confundirlo con Eleazar Gómez

facebook

twitter

whatsapp

Email

Por su parecido físico, el yerno de Sharis Cid ha sufrido de insultos injustos en redes sociales

Desde que explotó el escándalo de violencia de Eleazar Gómez, muchas cosas han pasado. Entre ellas, que muchas personas lo hayan confundido con Brandon Peniche.

El parecido físico existe, al menos así lo reconoce Brandon, quien dijo a un programa de espectáculos que desde la semana pasada no ha dejado de recibir insultos y críticas por pensar que fue él quien golpeó a su pareja. Incluso han pedido que lo despidan de su actual trabajo como conductor.

“No faltó la gente que me empezó a tirar en redes sociales o me escribían ‘no te dejes’… Más allá de que me molestara, pues nada más lean mi nombre, ¿no?”, dijo Brandon sobre su situación en este problema que no le corresponde.

Brandon, quien hace poco estuvo envuelto en otro chisme que involucró a su suegra, Sharis Cid, y a su papá, Arturo Peniche, en un supuesto romance, reveló que esta no es la primera vez que lo confunden con Eleazar, y que incluso Zoraida, hermana del actor que ahora está en prisión preventiva , ha dicho que ellos dos se parecen.

Siempre nos han dicho que tenemos mucho parecido, hablando físicamente, y de hecho hasta con Zori hemos dicho, ‘ay, hermanito; hermanita’ y así, por el parecido, que podríamos ser primos”, comentó Peniche.

Sobre Eleazar, Brandon aclaró que sí hay una amistad entre los dos, que son y han sido amigos desde hace mucho tiempo y que conocen a sus familias porque han trabajado juntos.

Brandon remarcó que él siempre ha intentado mantenerse recto y ético, hacer las cosas bien, y que la gente lo relacione con algo negativo lo mueve. Que entiende que en medio de todo el escándalo hay prisas peligrosas, pero basta leer su nombre para saber que él no tiene nada que ver.

Y tan distinta es su realidad a la que ahora vive Eleazar que desde hace unas horas compartió que está en espera de que su esposa, Kristal Cid, dé a luz a su segundo hijo.