Elliot Page es el primer hombre trans en protagonizar una portada en la revista 'Time'

facebook

twitter

whatsapp

Email

"Nunca me reconocí"; En una conmovedora entrevista, el actor relata su experiencia aceptando su identidad como persona transgénero

Install
Agréganos a tu pantalla de inicio para visitarnos más fácil y rápido

Fue a finales del 2020 que Elliot Page sorprendió a sus fans al presentarse como una persona trangénero y anunciar que, a partir de ese momento, adoptaría los pronombres él/elle.

Quien hubiese protagonizado la película "Juno" ha utilizado la atención mediática con respecto a su transición de identidad de género para hacer conciencia y visibilidad a las juventudes trans y la militancia a favor de los derechos de dicha comunidad.

Ahora, a tres meses desde que Elliot finalmente está fuera de un clóset, el también activista hace historia al convertirse en el primer hombre trans en protagonizar una portada en la revista Time.

"Con profundo respeto para los que vinieron antes de mí, gratitud hacia aquellos que me han apoyado y gran preocupación por la joven generación trans que debemos proteger, por favor únanse conmigo a rechazar legislaciones anti-trans, el odio y la discriminación en todas sus formas", anunció a través de sus redes sociales, en las cuales compartió las imágenes de su portada.

En dicha publicación, el actor compartió duros testimonios de cómo vivió a lo largo de 34 años sin una verdadera conformidad no solo con su género sino con su cuerpo.

"Nunca me reconocí. Durante mucho tiempo ni siquiera pude mirar una foto de mí mismo", relató en dicha entrevista, donde además compartió que aquella lucha en silencio le hizo considerar en un retiro de la actuación.

Tras su éxito en películas como "X-Men: La batalla final" y "El Origen", el actor llegó a experimentar ataques de pánico y duros episodios de depresión y ansiedad.

"Cómo explicarle a la gente que aunque yo era actor, ponerme una camiseta cortada para una mujer me haría sentir muy mal (...) Finalmente pude aceptar ser transgénero y permitirme convertirme por completo en quien soy", mencionó.

Sobre la importancia de visibilizar las infancias trans , Elliot reveló que desde los 9 años pudo experimentar la "libertad" de sentirse él mismo cuando en alguna ocasión su madre le permitió cortarse el cabello.

"Me sentía un niño; quería ser un niño", relató al confesar que este cambio externo le ayudó a transmitir a otros lo que vivía por dentro, pues la gente comenzaba a percibirlo "de la forma en que se veía a sí mismo, que se sentía a la vez correcto y emocionante".