Mayela Laguna no fue invitada al homenaje de Silvia Pinal en Bellas Artes

facebook

twitter

whatsapp

Email

La exesposa de Luis Enrique Guzmán explica cómo ha sido la separación familiar.

Install
Agréganos a tu pantalla de inicio para visitarnos más fácil y rápido

Hace meses que Mayela Laguna mantiene un pleito velado con Luis Enrique Guzmán, y todo parecía indicar que estaban a punto de separarse, sobre todo después de que ella lo acusó de violencia económica y verbal, pues aseguró que además de que él la tenía trabajando en la pizzería de su propiedad sin pago, peleaban constantemente y él la ofendía y amenazaba con dejarla en la calle.

Por meses, ambos intentaron mantener la imagen de que seguían juntos y todo estaba bien, sin embargo, en sus últimas declaraciones para varios medios, que después retomó TVNotas, Mayela dijo de manera clara que no está invitada al homenaje en Bellas Artes que le harán a su suegra, doña Silvia Pinal.

“No voy a ir, no estoy invitada; por supuesto que va a ir (su hijo Apolo), es su nieto. No, no quiero hacerla pasar un mal rato, no quiero decirle nada que pueda alterarla, mi hijo para eso está, para hacerla feliz, para hacerla sonreír, para darle vitalidad y entonces yo no tengo por qué molestarla (a Silvia Pinal)”, declaró.

Sin ahondar cuál es su relación actual con Luis Enrique, de quien se sabe se separó desde mayo de este año, sí dejó claro que ya no hay relación alguna con nadie de la familia Pinal, excepto con las hermanas de Apolo, de quien añadió que en los últimos días le ha dado miedo andar con él en la calle pues no tiene coche.

“Estoy preocupada por andar con él en la calle porque no tengo coche, el coche que yo tengo lo rento. (Luis Enrique me quitó la camioneta) porque sí, porque no es de él, es de mi suegra. No quiero que nadie me facilite ningún vehículo, yo puedo sola”.

Días antes, Mayela declaró para el programa Venga la Alegría que no piensa pedir manutención para su hijo, pues por ahora ella piensa trabajar y enfocarse en él y darle lo mejor. Incluso dijo estar dispuesta a pagar renta del lugar donde vive, que también es propiedad de doña Silvia.

Finalizó diciendo en aquella ocasión que ya nada, excepto su hijo, la une a Luis Enrique, y así serán las cosas de ahora en adelante: “No somos amigos, no somos socios, somos los padres de un niño maravilloso, eso es lo único (...) No necesito manutención, está mi hijo, él le da a su hijo lo que él pueda (...) no me pienso desgastar por algo que no vale la pena. No me interesa perder mi tiempo en eso cuando puedo mantenerlo solita”.