Ryan Pierse/Getty Images

Katy Perry, su look playero de recién mamá y la gran lección que deja a otras mujeres

facebook

twitter

whatsapp

Email

A casi un año de haberse convertido en madre, la cantante demuestra la importancia de no ser tan duros con los cuerpos postpartos

Install
Agréganos a tu pantalla de inicio para visitarnos más fácil y rápido

En un mundo lleno de cuerpos "perfectos" en redes sociales como Instagram, parecen revolucionarios quienes muestran la belleza de la imperfección de las pieles, tallas y figuras que carecen de filtros y retoques .

Tal es el caso de Katy Perry, quien luego de haberse convertido en mamá de Daisy Dove en agosto del año pasado, ha dado una gran lección al mundo sobre la maternidad y esa es no presionarse así misma para lucir de nuevo una figura esbelta tan pronto dio a luz.

Hace tan solo un par de meses, se abrió la conversación en redes sociales sobre altos que son los estándares para celebridades quienes se convierten en madres y rápidamente "deben" regresar a sus tallas anteriores, sintiendo esta presión de no fallar en el área profesional, por esta absurda idea de que las personas dentro del mundo del entretenimiento necesitan verse siempre tan impecables como bellas.

La modelo Emily Ratajkoski fue protagonista de esta polémica, tras compartir una imagen con el vientre plan a muy pocos días de haber sido mamá por primera vez, sin embargo, estas imágenes fueron la coyuntura perfecta para muchas otras mujeres recién paridas quienes aprovecharon para mostrar la otra cara de los cuerpos femeninos tras dar a luz.

Tras su alumbramiento, la cantante de "Firework" se presentó al trabajo, en realities de concursos de talentos, alfombras rojas y galas de premios con diversos looks que dejaban ver lo mucho que puede cambiar la figura de una mujer tras ser mamá.

En algunos outfits compartió a sus seguidores la realidad de aquellas fajas spandex para mantener "todo en su lugar" algunas horas, mientras que para otros shows, como su presentación en los premios AMA's 2020, visitó únicamente unos jeans y una holgada chaqueta de mezclilla. El mensaje era claro: no hay prisa por volver presumir cinturita.

Ahora, a casi un año desde el nacimiento de su hija con Orlando Bloom, Katy Perry disfruta de unas vacaciones familiares en Italia y en recientes fotos de paparazzi, se ha mencionado un look playero en el que deja ver sus curvas de mamá. La cantante luce una un bañador entero color morado y con tiras anchas, algo totalmente favorecedor para cualquier tipo de figura, creando empatía con otras mamás primerizas, quienes solo quieren sentirse cómodas en sus propios cuerpos.

Quizá lo más importante es recordar que todas las figuras post-parto son tan válidos como hermosos en una mujer; ya sean con o sin kilitos de más, en la genuina intención de regresar pronto al peso ideal o simplemente dejando las dietas para otro momento, pero siempre con la prioridad de tratar al cuerpo con cariño y respeto, sobre todo tras maravilloso espectáculo de haber creado vida.