Ver video

José Eduardo Derbez confirma que Aislinn y Mauricio tronaron en 'De Viaje con los Derbez'

facebook

twitter

whatsapp

Email

El actor dejó muy claro que todo lo que pasó en el programa fue real, no hubo nada actuado

Desde su separación en marzo de este año, Aislinn Derbez y Mauricio Ochmann han intentado mantenerse cuerdos y no hablar de más sobre la ruptura. Y es que aunque ambos han cometido varias indiscreciones al respecto, se mantienen en buenos términos, trabajando como equipo para el bienestar de su pequeña Kailani.

Pero a pesar de los esfuerzos de la expareja, no ha faltado que los hombres de la familia Derbez suelten la lengua. Tal es el caso de Eugenio, quien hace algunas semanas declaró a un programa de televisión que Ais no quería terminar la relación y no fue ella quien tomó la decisión de divorciarse.

Vadhir tampoco ha sido el rey de la discreción al dar su opinión sobre la separación de su hermana y su excuñado, aunque sí lo ha hecho como todo un caballero. “Ellos están contentos con la decisión y me encanta que lo hayan tomado de forma más madura y sana... y los amo a los dos”, dijo.

De opinar al respecto sólo faltaba José Eduardo, quien no se quiso quedar atrás con el tema y cuando le preguntaron al respecto , dijo que los conflictos de Mauricio y su hermana se dieron durante la grabación del reality que hicieron en Marruecos.

Muchos decían ‘ay no es actuado’, cosa que nada fue actuado. Mucha gente decía ‘los pleitos de Ais y Mau fueron actuados’. Realmente creo que para ellos fue un viaje que marcó lo que está sucediendo ahorita”. Y con eso reafirmó que el quiebre que se vio en pantalla fue real.

José Eduardo añadió que ama profundamente a su hermana y respeta y quiere mucho a Mauricio. “Creo que las cosas pasan por algo, es una relación que lo que duró, fue muy bonita, los dos son increíbles personas”, remató.

Sobre quién le pidió a quién el divorcio dijo no saber nada, y haber hecho lo que cualquier hermano: darle su apoyo incondicional, pues mientras tanto ellos como Kailani estén bien, nada más importa