Salma Hayek revela la verdad de uno de sus looks más icónicos; rompió un vestido con su trasero

facebook

twitter

whatsapp

Email

La actriz contó que por poco se queda sin atuendo para usar en los Premios Óscar

Desde su llegada a Hollywood, Salma Hayek ha cautivado en las alfombras rojas por su belleza y elegancia, sin embargo, detrás de esos momentos hay historias bochornosas que muestran la realidad de los famosos.

La actriz reveló que hace tiempo tuvo un incidente y rompió el vestido que iba a usar para los Premios Óscar del 2003, y por poco se queda sin nada más que ponerse, pero Renée Zellweger la salvó.

“Mi gran trasero explotó las costuras de mi vestido para el Óscar y ya no tenía vestido (para el evento). Ella me dio uno de sus vestidos que, gracias a Dios, estaba amplio de aquí (señala a su trasero) y se estiraba de acá (señala su escote). Eso usé esa noche”, dijo la mexicana en una aparición en la National Board of Review Awards Gala.

Ese gesto fue especialmente significativo porque ese año las dos estaban nominadas en la categoría de Mejor Actriz, Salma por Frida (2002) y Renée por Chicago (2002), lo cual demostró que no había rivalidad entre ellas.

“Realmente quería que hubiera un empate para que las dos ganáramos, pero terminamos perdiendo”, recordó, haciendo referencia al triunfo de Nicole Kidman de ese año.

Desde ese entonces, Salma y Renée siguieron llevándose muy bien e incluso, la mexicana le dio palabras de aliento en un encuentro que tuvieron cuando la estrella de El Diario de Bridget Jones (2001) se encontraba en una pausa laboral por la depresión que sufría.

“Ella me compartió una hermosa metáfora, analogía”, recordó, “significa que tienes que pretender estar bien y hacer lo que sigue”.

“Tal vez tengas que detenerte en este momento, pero esta oportunidad creativa es muy emocionante y solo sucede una vez en la vida y te arrepentirás de no hacerlo”, reveló en una entrevista una vez que regresó a las pantallas.